Desarrollos de bajo impacto (LID)

El día a día en nuestra sociedad implica un importante consumo de energía, agua y materias primas. Recursos que cada vez son más escasos y costosos de producir. Por esta razón distintos sectores de la sociedad ven en la actualidad en el desarrollo de edificaciones sustentables una forma de ganancia económica y social.

La reducción del impacto medio ambiental, la utilización de diseños avanzados que permitan un mayor aprovechamiento de los recursos naturales, un ahorro de energía y agua, se está volviendo una prioridad para empresas y personas.

La edificación sustentable no implica gastos extraordinarios y busca aprovechar de forma inteligente el diseño arquitectónico y la innovación tecnológica para beneficiarse de recursos naturales como la luz del sol, el agua de lluvia o la ventilación natural, obteniendo una mayor eficiencia. Lo cual permite minimizar los daños ocasionados al medio ambiente, a la vez que implica un enorme potencial económico al ahorrar energía y agua.

El aprovechamiento inteligente de los recursos naturales y la tecnología existente, es una apuesta a futuro y un enorme ahorro para las generaciones que vienen.

En el caso de Ciudad de México existe en la Ley del Agua, se apoya la captación y el aprovechamiento del agua de lluvia, así como un programa de certificación para las construcciones sustentables, en la cual se proponen ayudas fiscales para las construcciones verdes, también especificadas en los códigos.

La gestión sustentable de la lluvia puede ser una solución para diversos mercados, la comunidad y una respuesta al reto que está suponiendo el agua en México.

  • Inicia un proyecto